Eduvim vuelve al Festival Azabache

Eduvim vuelve al Festival Azabache

La Editorial Universitaria Villa María (Eduvim) programó una serie de actividades en el marco del cuarto Festival Azabache que se realizará en Mar del Plata del 15 al 19 de mayo. En tal sentido, el sábado 17 tendrá lugar la presentación de No llores, hombre duro, la novela de Mariano Quirós ganadora del Premio Azabache 2013. La mesa estará integrada por el autor, Gustavo Nielsen y Horacio Convertini (ganador del premio en 2012). Posteriormente, el representante del sello de la Universidad Nacional de Villa María, el editor Emanuel Molina, formará parte del anuncio de la novela ganadora para la presente edición junto a un jurado integrado por Guillermo Martínez, Fernanda García Lao y Mariano Quirós. Por su parte, el domingo 18 Eduvim realizará una doble presentación: Chinardos, de Fernando del Río, y La doble ausencia, de Javier Núñez. La mesa será coordinada por Molina y contará con la participación de los dos autores.

Chinardos

La novela de Fernando del Río tiene la cualidad de atrapar al lector por la curiosidad de saber qué pasó, pero también por la excitante certeza de obtener un acceso privilegiado a mundos ocultos. Desde los trucos secretos del oficio de funebrero hasta la vida sexual de los fanáticos del animé, del Río conoce los recovecos del mundo que habitan sus personajes y está dispuesto a compartir su saber. En definitiva, Chinardos es una novela sobre la identidad: el inmigrante que debe hacerse una identidad y un lugar propios en la lejana Argentina que lo recibe, el “otaku” que elige una identidad alternativa en su personaje preferido, la adolescente en busca de identidad sexual. Preguntas aún más interesantes que las nada simples respuestas. Como la define Gonzalo Garcés, “Chinardos es la mejor introducción a ese subgénero que en pocos años ganó un lugar privilegiado en el canon nacional: el policial marplatense”.

La doble ausencia

Javier Nuñez narra la historia de Santiago Fonseca, un joven estudiante de Derecho que un día encuentra por azar entre las pertenencias de su padre –un escritor prácticamente desconocido que desapareció en un accidente fluvial–, una foto, un cuaderno de notas y un puñado de cartas. A partir de allí comenzará la búsqueda de su obra perdida. Búsqueda que lo llevará, a través de un recorrido atravesado por el amor y los libros, al encuentro de su propia identidad. Esta novela fue ganadora del Premio Latinoamericano de Primera Novela Sergio Galindo (México, 2012) y finalista del premio Emecé de novela 2011.

Libros relacionados

Emilio Reyna es periodista y poeta. Su mujer acaba de abandonarlo y él lleva tres meses en Laguna Fría, un pueblo perdido en medio del Chaco. Reyna sigue el rastro de dos integrantes de una Fundación ambientalista a quienes se ha tragado la tierra. En Laguna Fría casi no hay agua y el clima es...

¿Quién mató a Tsun? ¿Por qué? Esas preguntas urgentes, en la mejor tradición del policial negro, hacen vibrar desde la primera hasta la última página de Chinardos. Pero a medida que avanzamos nos inquietan también otras preguntas: ¿cómo ponerle una camisa a un cadáver ya rígido? ¿Cómo castiga a...

Santiago Fonseca es un joven estudiante de Derecho. Un día encuentra por azar en el altillo de su casa, entre las pertenencias de su padre –un escritor prácticamente desconocido que desapareció en un accidente fluvial–, una foto, un cuaderno de notas y un puñado de cartas. A partir de...